xwZ7m4NXDbFADxwgREBF.jpg

Tribunal federal negó amparo a Emilio Lozoya

Por: Administración
2020-09-09 14:17:13
113

Un Tribunal federal descartó amparar a Emilio Lozoya, el ex director de la empresa estatal Petróleos Mexicanos (Pemex) durante el gobierno de Enrique Peña Nieto, por lo que el ex funcionario podrá seguir siendo investigado por delitos electorales en el contexto del caso Odebrecht.

“Se confirma la sentencia requerida sujeta a revisión. La justicia de la Unión no ampara ni protege al quejoso. Queda sin materia el recurso de revisión adhesivo interpuesto por la autoridad responsable”, indicó el Tercer Tribunal Colegiado en Materia Penal del Primer Circuito, en la Ciudad de México, de acuerdo con los estrados consultados por Infobae México.

Por lo tanto, el Tribunal Colegiado ratificó la decisión del Juzgado Octavo de Distrito de Amparo en Materia Penal en la Ciudad de México. Con esta decisión, la Fiscalía Especializada en Delitos Electorales (FEDE) podrá continuar con su investigación contra Lozoya.

El ex funcionario buscaba ampararse contra el acuerdo emitido dentro de la carpeta de investigación FED/FEPADE/UNAI/CDM/0001139/2017, que inspecciona supuestos sobornos de la compañía brasileña Odebrecht a Lozoya que habrían sido utilizados para financiar las campañas del PRI (Partido Revolucionario Institucional) de Peña Nieto en las elecciones intermedias de 2015.

Y es que Lozoya argumentó que esos supuestos delitos ya habían prescrito, por lo que las autoridades no podían seguir adelante con el proceso. En el acuerdo que impugnó el ex director de Pemex, la FEDE reconoció que supuestos delitos de 2012 prescribieron, pero no así los de 2014.

Lozoya, capturado en España a principios de año y posteriormente extraditado a México para colaborar con las autoridades locales en función de obtener una condena menos dura, fue vinculado a proceso en julio por el caso Odebrecht.

Los delitos que se le imputaron fueron: uso de recursos de procedencia ilícita, asociación delictuosa y el de cohecho. Sin embargo, debido a su arreglo con las autoridades mexicanas para revelar actos de corrupción más graves de la administración de Peña Nieto, no pisará la cárcel por ahora derivado de esta resolución.

Sobre Lozoya pesa la acusación de haber recibido unos USD 10 millones por sobornos de Odebrecht cuando era coordinador internacional de la campaña presidencial de Peña Nieto, esto para impulsar proyectos y licitaciones en su favor una vez que estuviera en el poder.

Lozoya habría recibido, de acuerdo con la Fiscalía, USD 4 millones cuando era parte de la campaña presidencial de Peña Nieto y USD 6 millones ya como director de Pemex. “Le dijo que en caso de ganar tendría usted un cargo que le permitiría proporcionar contratos de obra pública”, señaló la Fiscalía. Lozoya dirigió Pemex entre diciembre de 2012 y febrero 2016.

Gracias a los USD 10.5 millones, la compañía brasileña presuntamente se benefició con USD 39 millones por la adjudicación de obras, mientras Lozoya los hacía económicamente en su cuenta de Suiza. Y es que Odebrecht fue un “consentido” en la administración de Peña Nieto, principalmente con una adjudicación directa para acondicionar la refinería de Tula, en 2014, después de eliminar la licitación pública del proyecto.

Además, Odebrecht habría entregado sobornos entre 2013 y 2014 para pagar a legisladores del Congreso con el fin de que apoyaran una reforma energética que abriera las puertas a empresas privadas al mercado mexicano.

Hace unas semanas, Lozoya denunció ante la Fiscalía a tres ex presidentes mexicanos, incluido Peña Nieto, Felipe Calderón y Carlos Salinas de Gortari, por diversos actos de corrupción. Se espera que Lozoya aporte las pruebas necesarias para enjuiciar a estos ex mandatarios, aunque los expertos consideran que se trata más de un “circo mediático” que de un proceso jurídico serio.

Fuente: Infobae